Está usted en: Divulgación sanitaria -> Prevención

Herramienta para los facultativos

La asistencia computarizada reduce el uso de pruebas y antibióticos

Los médicos que utilizan una herramienta para la toma de decisiones clínicas disponible en las historias clínicas electrónicas (EHR, por su sigla en inglés) tendieron a recetar menos antibióticos para tratar infecciones respiratorias e indicaron menos análisis de laboratorio que los colegas que no la utilizaron durante un nuevo estudio.

Esto, para los autores, demuestra que se puede influir en la toma de decisión de los médicos en el sitio de atención y reducir el uso innecesario de servicios con una herramienta computarizada.

"Este estudio describe el verdadero alcance de las EHR y la integración de la evidencia científica; el matrimonio entre la evidencia de alta calidad y el uso de métodos sofisticados para incorporarla a las EHR", dijo el doctor Thomas McGinn, jefe y profesor de medicina de la Escuela de Medicina Hofstra North Shore-Long Island, Manhasset, Nueva York.

"Es la próxima generación del 'uso racional', que el gobierno federal financió con miles de millones de dólares en los últimos años. Si, como dice la mayoría de los economistas, se malgasta entre un 20 y 40 por ciento de los recursos de nuestro sistema de salud, este tipo de herramientas reducirían los costos y mejorarían la calidad de la atención", agregó.

Durante el año que duró este estudio aleatorio, con su equipo evaluó el efecto del uso de la herramienta de asistencia para la toma de decisión clínica basada en la evidencia en el manejo de las infecciones respiratorias.

Lo hizo con 168 médicos de atención primaria de dos hospitales urbanos; los dividió en dos grupos: uno mantuvo la práctica habitual (control) y otro utilizó dos reglas de predicción clínica (Walsh, que se aplica para la faringitis por estreptococo, y Heckerling, para la neumonía). Durante el estudio, se evaluaron 40.000 consultas.

Los médicos que utilizaron la herramienta compuratizada fueron mucho menos propensos que el grupo control a recetar antibióticos y a indicar análisis para detectar el estreptococo en los pacientes con faringitis.

Todo esto "sería muy promisorio para reducir el exceso en el uso de pruebas y tratamientos", según publica el equipo en JAMA Internal Medicine.

Para los médicos, la herramienta fue muy útil. "Además de que su uso fue muy alto (62,8 por ciento), en el 57,5 por ciento de las consultas el médico aplicó la calculadora de riesgo y evaluó el resultado", indica el equipo.

El doctor Arch G. Mainous, quien no participó del estudio, dijo a Reuters Health que "existen muchos otros estudios con este tipo de sistemas incorporados en las EHR para optimizar el uso de los antibióticos en el tratamiento de las infecciones respiratorias". En este estudio, "funcionó bastante bien, de modo que definitivamente es algo positivo", agregó.