Está usted en: Cooperación Internacional -> Latinoamérica

México

Denuncian al Senado por discriminación

El Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación (Conapred) recibió una denuncia por un presunto acto de discriminación contra las personas con discapacidad, a consecuencia de la “aparente” inaccesibilidad física de las instalaciones del nuevo edificio del Senado de la República.

El consejo ya notificó al Senado, que cuenta con 10 días —establecidos en la Ley Federal para Prevenir y Eliminar la Discriminación— para responder a la denuncia y brindar los elementos de juicio y la información pertinente.


Luego de varias denuncias presentadas contra la nueva sede por la falta de accesibilidad en sus instalaciones, entre ellas la de Libre Acceso A.C. y la de la diputada federal del PRD Claudia Anaya, el Conapred informó sobre la denuncia, aunque el nombre de la persona u organización que la formuló no fue dado a conocer.


EL UNIVERSAL hizo un recorrido por el edificio de Paseo de la Reforma, en el que se evidenció la falta de rampas en el acceso principal, así como la falta de baños para personas con discapacidad y la ausencia de rampas en la zona de palcos, donde se ubica a los ciudadanos que visitan el inmueble.


Exhorto a legisladores


El caso de denuncia que recibió el Conapred “se enmarca en el contexto del tercer aniversario de la entrada en vigor, el pasado 3 de mayo, de la Convención sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad de Naciones Unidas, a partir de la cual el Estado mexicano y todas sus instituciones están obligadas a crear y hacer las adecuaciones necesarias para garantizar el acceso universal a servicios, instalaciones e información públicos sin ningún tipo de discriminación por discapacidad.


“Este consejo confía plenamente en que este procedimiento coadyuvará a fortalecer el compromiso del órgano legislativo, el cual ha dado frecuentes muestras de su interés y compromiso con la inclusión y los derechos de las personas con discapacidad”, afirmó el Conapred.

Federico Fleischmann, presidente de Libre Acceso A.C., dijo que su organización y otras solicitaron un recorrido por las instalaciones de la nueva sede del Senado para corroborar si cumplían con las especificaciones mínimas para atender a las personas con discapacidad, pero nunca les dieron cita.