Está usted en: Cooperación Internacional -> Latinoamérica

Venezuela

Inauguran centro tecnológico para personas con discapacidad en Miranda

En la Biblioteca Central Cecilio Acosta de Los Teques funcionará el séptimo centro del Programa de Oportunidades para el Empleo a través de la Tecnología, también conocido como "Poeta Accesible". Este proyecto tiene por fin tender un puente para que las personas con discapacidad mejoren su formación académica con herramientas de última generación. Aunque prestará especial atención a este segmento poblacional, también podrá ser utilizado por toda la comunidad. La inauguración está prevista para el 21 de junio.

Por primera vez, Trust de las Américas, patrocinante de la idea, trabajará con un ente gubernamental, en este caso con el Gobierno de Miranda, quien cedió el espacio físico para que este séptimo Centro Poeta Accesible sea otro caso exitoso. La alianza también incluye a la empresa de software Microsoft, quien colaborará con la inversión social, y la organización Buena Voluntad, que habilita los planes para facilitadores y realiza la administración.

La presidenta de Bibliotecas Miranda, Miriam Hermoso de Rivas, dijo sentirse muy satisfecha con esta alianza, en la que la Dirección de Ciencia y Tecnología del Ejecutivo regional también está aportando su esfuerzo. "Nos sentimos muy complacidos de poner a disposición de los usuarios con discapacidad motora, este centro de formación que brindará herramientas para que puedan incorporarse al mercado laboral".

Destacó que, actualmente, en la Biblioteca Central Cecilio Acosta, también se atiende los martes y jueves a un grupo de adolescentes, adultos y personas de la tercera edad con discapacidad cognitiva, adscritos al Taller de Educación Laboral Los Teques, ubicado en el sector La Matica, a quienes se les imparte los cursos de alfabetización tecnológica. "El año pasado entregamos 7 mil 800 certificados a personas que recibieron esta capacitación, y en lo que va de 2012 tenemos un aproximado de mil 500 alfabetizados en tecnología".

Este Programa arrancó en Guatemala en 2004 y hasta ahora se cuentan más de 108 centros en toda América Latina. Su función principal es trabajar por la inclusión laboral de ciudadanos con discapacidades cognitivas, sensoriales, físicas y "social", éstos últimos compuestos por la población que abandonó la escuela o no terminó bachillerato, ex presidiarios o con escaso acceso a recursos educativos.

Fuente: eluniversal.com