Está usted en: Cooperación Internacional -> Latinoamérica

Realizado en los municipios de Tijuana y Ensenada, México

Personas con discapacidad deben ejercer derechos sexuales

 “Las personas con discapacidad tienen derecho a formar una familia, a casarse, a tener la identidad de género y la expresión sexual que elijan, así como a decidir lo que pasa con su cuerpo”.

Lo anterior fue expresado por la Ombudsperson, Melba Adriana Olvera Rodríguez, durante el foro “Derechos Sexuales y Reproductivos de las Personas con Discapacidad”, realizado en los municipios de Tijuana y Ensenada por la Comisión Estatal de los Derechos Humanos de Baja California (CEDHBC), CETYS Universidad, Kybernus y el Consejo de Organizaciones de Discapacidad de Tijuana, A.C (CODIT), con apoyo de Fronteras Unidas Pro Salud y el Crit Teletón.

La Titular de la Defensoría enfatizó que las personas con discapacidad deben ejercer sus derechos sexuales y reproductivos en igualdad de condiciones.

Precisó que este foro fue planeado con bastante anticipación, con colectivos de personas con discapacidad que manifestaron su interés de que el tema se abordara con perspectiva de derechos humanos, con la participación de expertos sexólogos y con la academia, con el objetivo de avanzar en el entendimiento de que las personas con discapacidad deben estar en condiciones de gozar de todos los derechos humanos, sin discriminación.

Olvera Rodríguez señaló que “históricamente se ha construido una imagen por la cual se ha infantilizado el trato a las personas con discapacidad, como si fueran niños o niñas y alguien tuviera que decidir por ellas. No es así. Este encuentro trata de desmitificar precisamente la idea de que tener un hijo con discapacidad es tener una persona que nunca se va a casar, que nunca va a ejercer la sexualidad y que solo hay que cuidarla porque puede ser víctima de abuso sexual”.

En ese sentido, agregó: “hay que ir más allá. Hay que entender que las personas con discapacidad son sujetos de derechos humanos y deben tener todas las posibilidades de ejercer sus prerrogativas desde la educación en casa, desde aprender a cuidarse, la autoestima, el autoconcepto y cómo ejercer su sexualidad de manera responsable”.

La Ombudsperson apuntó que, por falta de información, muchas veces las familias relegan a las personas con discapacidad y no tienen acceso a una educación sexual; por el contrario, deben ser tratadas como personas y deben tener condiciones de igualdad para ejercer sus derechos, concluyó.

Cabe mencionar que el foro contó con las conferencias “El derecho de las personas con discapacidad a construir un hogar y una familia”; “ ¿Para qué hablar de sexualidad? Derribando miedos”; “Sexualidad sin límites: por una educación sexual sin tabúes” y “La sexualidad en jóvenes con discapacidad” y el panel “Mitos e implicaciones de la idea de autonomía”, así como la realización de diversos talleres.

Las conferencias y talleres fueron impartidas en CETYS Universidad, Campus Tijuana y Ensenada, por las y los especialistas sexólogos Alejandro Pozos, Brisa Paulina Armenta y Jessica Yazkin Real; así como por los especialistas de CETYS: Marina Alvelais Alarcón; Gustavo Morelos Padilla Gallegos; Edgar Antonio Madrid y Heberto Peterson; y por parte del CRIT participaron Zulema Eloisa Villaseñor Oleta y Mayra Roxana Pineda Landeros.

En los foros se encontraron presentes el Alcalde de Tijuana, Juan Manuel Gastélum; Patricia Valdés Flores, Directora Académica de Cetys Universidad; Itzel Fraga Molina, Representante de Kybernus; Arturo Villega, Presidente de CODIT; entre otras autoridades, representantes de la academia y de la sociedad civil.

Fuente: unimexicali.com