Está usted en: Incontinencia -> Noticias

Coloplast coordina estudios en 12 hospitales españoles

Saltan las alarmas por el mal cumplimiento en el tratamiento de la vejiga neurógena

Médicos, enfermeras y formadores presentan en Valencia (España) sus estrategias para combatir este grave problema de salud que afecta a miles de personas con lesión medular u otras enfermedades neurológicas.

El cumplimiento en España del cateterismo intermitente -el tratamiento Gold estándar en el manejo de la vejiga neurógena- está muy por debajo de la media europea, prácticamente la mitad.

Coloplast coordina estudios en 12 hospitales españoles, programas enfermeros de educación sanitaria dirigida el paciente y una ambiciosa propuesta formativa en la que consultores especializados trabajarán con los profesionales sanitarios implicados, tanto hospitalarios como de Atención Primaria.

La vejiga neurógena supone hoy por hoy un drama oculto que afecta a miles de personas en España que carecen de control vesical, o lo que es lo mismo, que sufren incontinencia urinaria. Existen tratamientos eficaces, pero su escasa adherencia está provocando graves problemas de salud, lo que ha hecho saltar todas las alarmas entre los profesionales sanitarios. Nadie duda ya de que los cateterismos intermitentes son el método más seguro y recomendado para el vaciado vesical en este tipo de pacientes, entre otros motivos porque previene infecciones, hematuria, lesiones uretrales y renales. Pero el cumplimiento es muy deficiente.

Las propias asociaciones de pacientes son conscientes también de la gravedad del problema. Así, el presidente de ASPAYM en la Comunidad Valenciana, José Balaguer, pidió a todos los presentes redoblar esfuerzos, insistiendo especialmente en una mayor y mejor Comunicación médico-enfermera-paciente.

Por todo ello, más de 200 urólogos, rehabilitadores y enfermería especializada han sido convocados en Valencia con el fin de conocer todos los proyectos en marcha para revertir la situación. En este sentido, Ana Alcocer, directora de Marketing de Coloplast, señaló que a finales de año se conocerán los resultados definitivos de un estudio que se está realizando en doce hospitales españoles por el grupo FIC (Foro de Incontinencia de Coloplast). Dicho estudio medirá, por un lado, el cumplimiento del cateterismo intermitente por parte de las personas con lesión medular y, por otro, se desarrollarán herramientas para motivar la adherencia. Lo que sí pudo adelantar es que los estudios preliminares señalan que mientras en España se realizan 2,8 sondajes vesicales de media al día por paciente, en Europa se realizan 5, en línea con las recomendaciones de los expertos que sugieren entre 4 y 6. "Tenemos que dedicar todos los esfuerzos para llegar a las cifras del resto de Europa -dijo Ana Alcocer-. Sólo así podremos evitar las graves complicaciones que tanto preocupan en la actualidad".

La directora de Marketing señaló también que "con las propuestas presentadas en Valencia se profundizará en los conocimientos clave que urólogos y enfermeras especializadas deberán transmitir a otros profesionales sanitarios y a los pacientes para mejorar la adherencia. Para ello -continuó- vamos a elaborar una ambiciosa propuesta formativa, coordinada por expertos en Comunicación".

Los responsables de la Consultoría pudieron avanzar a continuación los planes formativos que llevarán a cabo con los profesionales sanitarios y que contemplarán las distintas maneras de comunicar en función de los diferentes perfiles del paciente.

"Está claro que nos dirigimos a pacientes poco dispuestos al sondaje, pero necesitamos convencerlos de su importancia, del riesgo que supone no hacerlo las veces adecuadas", afirmó la enfermera especializada en Incontinencia Isabel Serrano, del Hospital Sant Joan de Déu, de Barcelona. Serrano presentó el programa de educación sanitaria que han puesto en marcha en su hospital y que, mediante una atención individualizada y siguiendo un protocolo de actuación, se está avanzando de manera importante en el correcto manejo del cateterismo intermitente.

En esta misma línea, otra enfermera especializada del Hospital Regional Universitario de Málaga, Isabel Jiménez, presentó "Una perspectiva enfermera para el cateterismo intermitente limpio" con lo que se pretende que el paciente sea autónomo, que sepa la importancia de este sondaje y lo realice con normalidad en su día a día las veces que sea necesario. Todo ello para que se minimicen las posibles complicaciones y obtengamos los mejores resultados en salud", puntualizó.

Los doctores Arlandis Guzmán, urólogo del Hospital la Fe de Valencia, y Marta Allué, del Vall d´Hebron, en Barcelona, insistieron en la necesidad de realizar "entre 4 y 6 sondajes al día para prevenir infecciones y otros problemas graves de salud" y pusieron especial énfasis en "evitar que los pacientes tengan una mala experiencia inicial en el sondaje, puesto que puede suponer la primera razón de una mala adherencia". Por ello, "debemos colaborar estrechamente con Atención Primaria, primer eslabón en el cuidado de este tipo de pacientes, elaborando folletos explicativos, charlas o talleres. La Comunicación vuelve a ser fundamental en este momento", afirmaron.

Las responsables de Continencia de Coloplast, Verónica Vivas, por España, y Rikke Waabengaard, por Dinamarca, expusieron los avances que se están realizando en este campo. Verónica Vivas habló de los beneficios que aporta SpeediCath®, la primera elección para el cateterismo intestinal intermitente; y Rikke, por su parte, de los estudios que la empresa sigue haciendo a nivel internacional para desarrollar las mejores soluciones en función de las necesidades del paciente y teniendo siempre en cuenta cómo evitar las infecciones del tracto urinario (ITU,s). Las dos expertas coincidieron en que SpeediCath® es en este momento la primera elección del urólogo, que hay evidencia científica sobre la reducción de las infecciones, que reduce igualmente el riesgo de trauma uretral por su lubricación y que proporciona la mayor seguridad y calidad de vida al usuario.

Soluciones terapéuticas que aplaudieron los pacientes presentes en la reunión. Como José Balaguer Soriano, presidente de ASPAYM de la Comunidad Valenciana, colectivo que en un 80 por ciento desarrollan vejiga o intestino neurógeno, y que aplaudió los proyectos presentados. O como Bruno Merlo, un joven valenciano que contó su experiencia tras un accidente de tráfico. Con lesión medular, Bruno explicó como gracias a SpeediCath® ha conseguido disminuir las infecciones y tener la sensación de "limpieza, seguridad y total normalidad. Lo importante -dijo- es saber qué tienes, qué riesgos corres y cómo afrontarlo" e invitó a todos a contemplar el cateterismo intermitente como algo normal que evita graves riesgos para la salud. (Fuente: Coloplast)