Está usted en: Noticias -> Actualidad

Denuncia del PP

Alertan del cierre de quirófanos del Hospital de Parapléjicos en verano

El diputado regional del Partido Popular de Castilla-La Mancha, Carlos Velázquez, ha denunciado  que el presidente de la Junta, el socialista Emiliano García-Page, tiene previsto cerrar tres quirófanos del Hospital de Parapléjicos y una planta entera durante los meses de verano, cuando en la región se ha producido un incremento de las listas de espera en 23.912 pacientes más que hace un año.

El responsable del PP en materia sanitaria considera “gravísima” esta decisión, que es la primera que se conoce en un plan que ha elaborado el equipo del presidente Page para cerrar plantas enteras de hospitales de la región y quirófanos al objeto de ahorrarse el coste que conlleva una mala planificación y una pero gestión de los recursos sanitarios que han llevado a cabo los responsables del Ejecutivo regional.

El cierre de estos tres quirófanos afectaría, fundamentalmente, al servicio de traumatología, así como a otros servicios que no podrían realizar las operaciones quirúrgicas que tienen que acometerse para ir dando salida al enorme volumen de trabajo que ha ido acumulando la Sanidad de la región por culpa de la incompetencia de los responsables socialistas del Gobierno regional.

Velázquez ha recordado que “solo las listas de espera quirúrgica han aumentado el mes pasado en 1.466 pacientes, alcanzado la cifra de 9.257 pacientes más que hace un año. Pero el problema no es sólo de número de pacientes, sino de tiempos de espera, puesto que los enfermos que esperan más 180 días para ser intervenidos han aumento en 521 en un solo mes y en 956 en aquellos que tienen que esperar más de 60 días”.

El caos sanitario se ha incrementado con las denuncias de numerosos trabajadores del Servicio de Salud de Castilla-La Mancha (SESCAM) que han sido contratados por un tercio de jornada y están recibiendo sueldos que, en muchos casos, llegan escasamente a los 400 euros.

Ante esta situación, que está generando una auténtica alarma entre los empleados del SESCAM, “el Partido Popular va a exigir que no se cierre ni un solo quirófano ni una sola planta de ningún hospital y denunciará públicamente todos los intentos de reducir la prestación del servicio pública sanitario, porque, para el PP, la Sanidad es una prioridad y su gestión tiene que ser absolutamente profesional”, ha concluido el representante de los populares en el Parlamento regional