Está usted en: Noticias -> Actualidad

Cobran un 14,5% menos y tienen una tasa de paro del 33%

El salario de los trabajadores con discapacidad baja un 4%

Los trabajadores con discapacidad han visto mermados sus ingresos según las últimas estadísticas. El salario medio anual bruto de los empleados por cuenta ajena con discapacidad fue de 19.505 euros en 2012, un 4,1% menos que el año anterior. Esta cifra es un 14,5% menor que la de las personas sin discapacidad (22.815).

Estos son algunos de los datos que difundió el Instituto Nacional de Estadística (INE) este martes, que también desvela desigualdades por sexos a nivel de ingresos, aunque menores que en la población en general. Así, los hombres con discapacidad tuvieron un salario un 20,5% inferior al de los hombres sin discapacidad. Por su parte, el salario de las mujeres con discapacidad fue un 8,5% menor que el resto.

Las diferencias salariales entre mujeres y hombres con discapacidad resultaron más pequeñas (un 12,9% inferior para las mujeres) que en el caso de la población sin discapacidad (un 24,3%). De media, el salario de las mujeres con discapacidad fue de 17.909,7 euros por trabajadora y año en 2012, mientras que para los hombres fue de 20.550,5 euros.

Los empleados con discapacidad también presentaron peor tasa de actividad, pues fue del 36,7%, 40 puntos inferior a la de la población sin discapacidad. La tasa de ocupación fue del 24,5%, menos de la mitad que la del caso sin discapacidad, y la tasa de paro del 33,2%, superior en más de ocho puntos a la de la población sin discapacidad.

RESPONSABILIDAD Y TIPO DE DISCAPACIDAD

La encuesta también percibe diferencias en cuanto a la responsabilidad que deben asumir los trabajadores y el tipo de discapacidad que tienen. El INE desvela, en este sentido, que en puestos de ocupación medios (empleados, artesanos y trabajadores cualificados) se alcanzó prácticamente la igualdad en los salarios de personas con y sin discapacidad, con una ratio del 99,7%.

En puestos de ocupación altos (directores, gerentes, técnicos y profesionales científicos, técnicos intelectuales y de apoyo) los trabajadores con discapacidad recibieron un salario un 7% inferior. En los puestos de ocupación bajos (como operadores y trabajadores no cualificados) el salario fue un 19,3% menor.

La encuesta subraya que los salarios más bajos correspondieron a los trabajadores con discapacidad intelectual y mental, mientras que los empleados con discapacidad sensorial y física percibieron los más elevados.

Finalmente, atendiendo al grado de discapacidad también se observaron diferencias, aunque no tan acusadas. Los salarios oscilaron desde los 19.891 euros anuales en el caso de personas con menor grado, hasta los 18.479 euros en el caso de personas con grado de discapacidad comprendido entre el 45% y el 64%.