Está usted en: Noticias -> Actualidad

Cue, una nueva aplicación en forma de asistente personal para el iPhone

Un asistente personal toma datos de tu vida para ayudarte

Cualquier desafortunado que se haya quedado alguna vez sin acceso a su cuenta de correo electrónico sabe que no solo las usamos para enviar mensajes. El correo electrónico y las redes sociales se han convertido en sistemas de archivo de carácter personal que guardan direcciones de amigos, datos sobre vuelos, números de teléfono y todo tipo de información de enorme importancia.

Cue, una nueva aplicación en forma de asistente personal para el iPhone, ofrece una alternativa a las laboriosas listas de tareas y calendarios electrónicos llenos de información extraída de cuentas de correo profesionales y personales, así como de las redes sociales. La idea es recuperar de forma automática información crucial justo antes de que la necesitemos.

Daniel Gross, cofundador de Cue con Robby Walker, afirma que la aplicación es necesaria debido a la gran cantidad de formas en que compartimos información actualmente, lo que hace que sea mucho más difícil recopilar todo lo que necesitamos de forma diaria en nuestras vidas. De media, una persona recibe 65.000 palabras al día a través del correo electrónico, las redes sociales y otras cuentas, asegura. "Cada vez se está poniendo peor, ya que las capacidades humanas no están creciendo al mismo ritmo que el volumen de información".

Cue nos recuerda al asistente personal de Apple, Siri, que también intenta encargarse del duro trabajo de proporcionar al usuario lo que necesite a partir de una profusión de servicios en línea. Sin embargo, mientras Siri hace uso de servicios públicos como Yelp, las búsquedas en Google y Wolfram Alpha, así como del teléfono del usuario, el enfoque de Cue es intensamente personal. Para usarlo hay que darle nuestras credenciales hasta para un máximo de 22 diferentes servicios, como Gmail, Facebook, Dropbox y el iCloud de Apple.

La función principal de la aplicación es mostrar una línea de tiempo del día siguiente que resume los acontecimientos más significativos y muestra al usuario toda la información importante de un solo vistazo, no solo los eventos del calendario, sino también los relacionados con correos o mensajes en las redes sociales. Si, por ejemplo, vamos a tomar un vuelo ese día, se muestra la hora del despegue junto con el código de confirmación necesario para facturar. Las reservas de restaurantes o la compra de entradas para conciertos se convierten en un evento en la línea de tiempo, y podemos ver la dirección de nuestro destino en la parte inferior. Al desplazarnos podemos ver la misma información para fechas futuras.

Cue también mantiene una libreta de direcciones que se actualiza automáticamente si surge nueva información vía correo electrónico, Facebook u otras cuentas. Por ejemplo, si alguien que conocemos envía una actualización de Facebook con un nuevo número de teléfono, la libreta de contactos de Cue debería reflejar de inmediato el cambio. Si alguien nos envía un correo desde una nueva cuenta de trabajo, los datos pertinentes sobre el trabajo se extraen de la firma del correo electrónico de la persona.

Durante una prueba breve de la aplicación, la característica más impresionante fue la forma en que recoge información de contacto como números y direcciones de mensajes de correo electrónico y otras fuentes. La vista del calendario diario funciona bien si hay eventos que den a Cue las pistas necesarias para deducir el contexto pertinente. Pero para una persona que no utilice mucho el calendario electrónico, el horario de actividades normalmente estará vacío. Durante la prueba llevada a cabo por Technology Review, Cue no logró convertir un correo de confirmación de vuelo en un punto dentro del calendario, a pesar de haber logrado hacerlo en demostraciones por parte de los fundadores de la compañía.

Gross afirma que la empresa está llevando a cabo mejoras, y añadiendo características más avanzadas a la aplicación. Por ejemplo, podría aprender a utilizar los correos de confirmación de vuelos para entender si estamos fuera de casa: "Tal vez pueda sugerir que no hemos reservado un hotel, o señalarnos gente que conocemos y que vive en el lugar al que vamos". Del mismo modo, los mensajes o archivos recientes que mencionen nuestro destino podrían ser más prominentes.

Cue se inició en 2010 como Greplin, un "motor de búsqueda personal" que utilizaba las mismas fuentes de datos que Cue y daba resultados a medida que el usuario escribía una consulta, al igual que la búsqueda "instantánea" de Google. Cue mantiene esa función de búsqueda y utiliza la misma tecnología para potenciar sus funciones automáticas. Gross y Walker han decidido transformar Greplin en Cue después de ver cómo la gente usaba su herramienta de búsqueda. Afirman que Cue será más interesante que su predecesor puesto que requiere menos esfuerzo por parte del usuario. Cue cuenta con 10 millones de dólares (8,20 millones de euros) de fondos de inversión, algunos de ellos procedentes de notables figuras de la tecnología, como el recientemente fallecido director tecnológico de Facebook, Bret Taylor, y el inventor de Gmail, Paul Buchheit.

Si Cue es capaz de hacer todo lo que aseguran sus fundadores y ayudar a gestionar automáticamente las vidas de los usuarios a través del teléfono inteligente, podría convertirse en un objetivo de adquisición por parte de Google o Apple en su intento por hacer que sus sistemas operativos móviles sean más interesantes. El enfoque de Cue en la información personal hace que sea un homólogo interesante de Siri. Los fundadores de la compañía afirman estar comprometidos a mantener su independencia, puesto que Cue debe ser capaz de integrarse con todos los tipos de cuentas en línea para ser completamente funcional. Cuando las grandes compañías de tecnología compiten, sin embargo, tienden a hacer que sea imposible unir los diferentes servicios.

Cue ya genera algo de dinero procedente de cuentas de pago que permiten al usuario conectarse a servicios profesionales tales como el sistema para seguimiento de proyectos Basecamp, y la red social corporativa Yammer. Walker afirma que el enfoque de Cue en tareas específicas podría hacer que los anuncios en la aplicación fueran valiosos, al igual que los que aparecen junto a búsquedas en Internet. Por ejemplo, un anuncio podría sugerir un hotel después de que Cue se entere de que alguien ha reservado un vuelo.