Está usted en: Noticias -> Actualidad

La Guardia Municipal colocó un cepo en el vehículo ya que la tarjeta era una fotocopia

Un hombre finge una discapacidad para eludir una multa

Un hombre de San Sebastián ha fingido este viernes una discapacidad en medio de la calle para poder librarse así de pagar una multa de tráfico. El vecino intentó engañar a los agentes tirándose al suelo y simulando que no podía moverse.

La Guardia Municipal había colocado un cepo en el vehículo del hombre, quién había aparcado en una plaza de minusválidos, porque su identificativo de discapacidad estaba caducada y, además, era una fotocopia.

Tal y como muestran las imágenes captadas por un ciudadano que se encontraba cerca del lugar, el hombre interpreta su papel hasta el final. Estirado en medio de la vía, el conductor grita desconsolado y pide que graben la situación.

Los agentes descolocados por la escena acaban cogiendo al hombre por los brazos y lo retiran arrastras de la carretera. Los gritos y el dramatismo del hombre fueron tales que algunos vecinos creyeron que había sido atropellado.

Una vez retirado de la vía pública, la Guardia Municipal sometió al conductor a un examen médico, que efectivamente reveló que este no sufría ningún problema físico. Después del curioso episodio, los agentes custodiaron al protagonista a las dependencias municipales.